Tipos de llaves más comunes

Las primeras llaves eran de madera, han pasado a ser algo fundamental en las actividades diarias de las personas, por ejemplo para entrar y salir de nuestras casas u oficinas.

Por lo general son metálicas, se utilizan para activar el mecanismo de abrir y cerrar una puerta, existen muchos tipos de llaves, no todas funcionan de la misma manera.

Estas son piezas que tienen muchas cantidades de años que existen, sólo que cada tiempo que pasa se van modernizando, son usadas por todo el mundo, ya que todos desean proteger sus propiedades.

Breve historia de las llaves

Las llaves tienen un origen muy antiguo, se estima que aproximadamente 4.000 años, su creación aún no está muy clara, muchos señalan a los egipcios, pero algunos indican que han sido los chinos.

Las primeras cerraduras se mencionan en La Biblia, eran muy sencillas, pero el deseo de lograr una llave perfecta ocupó una gran cantidad de años.

Los romanos fueron los primeros en realizar modificaciones relevantes, comenzando por cambiar el material de elaboración de madera a metal, y las realizaron más pequeñas. Vale mencionar que antiguamente el cerrajero no existía como tal, era el mismo herrero quien fabricaba cerraduras y llaves.

Durante la época medieval los cerrojos y sus llaves eran decoradas con relieves y perforaciones, la evolución continuó mejorando el diseño hasta las llaves actuales, elaboradas en acero y aluminio, incluso muchas de estas ya no son necesarias por los avances de las cerraduras.

Tipos de llave en el mercado

En el mercado es posible encontrar diferentes tipos de llave, a continuación se darán a conocer los más comunes.

Llave de sierra, uno de sus bordes es dentado como una sierra y a esto se debe su nombre.

Llave de seguridad, es un dispositivo que se conecta a nuestro puerto USB, y que funciona como método de autenticación.

Llave de paleta, están formadas por una espiga cilíndrica y termina en una parte plana que tiene tallado dientes rectangulares.

Llave cruciforme, este modelo tiene una espiga cilíndrica que termina en forma de cruz con dientes en tres o cuatro lados.

Llave antigua o común, esta era una pieza cilíndrica, a veces era perforada en forma de tubo con una o dos paletas al final, en la parte acanalada llevaba un código de dientes en el extremo más alejado del cilindro.

Llave maestra, para este tipo se fabrican cerraduras especiales, que solo pueden abrir con dos tipos de llave. Es una llave amaestrada por un cerrajero profesional que permite abrir varias cerraduras de un mismo grupo, este tipo de llave son más que todo usada en los hoteles.

Llave magnética, en una pieza normalmente de plástico, posee una parte de cinta magnética que se escribe el código que indica la fecha de validez del cliente.

Llave de apertura a distancia, estas llevan un dispositivo electrónico que permite liberal el mecanismo de cierre sin necesidad de introducir la llave en la cerradura, actúa enviando señales de radio.

Llave yale, esta es una llave excéntrica, el funcionamiento de ella es levantar una serie de vástagos metálicos hasta que quedan alineados con el cilindro del giro del bombín.

Llave de punto, actúa como la llave yale, pero los vástagos no están en el mismo plano que la llave, se encuentra en tres planos diferentes, girados a 120 grados, por esa razón es más difícil de forzar.