Condiciones que deterioran las puertas – Joven emprende

Condiciones que deterioran las puertas

Las condiciones ambientales que dañan las puertas generalmente son las mismas para un a puerta de madera ay una puerta de metal, evidentemente los daños son muchos más apresurados para los diferentes materiales, pero el mantenimiento es elemental para cada una.

La intención de mantener una puerta en un buen estado, es que el nivel de seguridad de la misma no se vea afectado. Los cerrajeros como los cerrajeroselprat.com.es pueden imponer la mejor de las cerraduras en dichas puertas, pero a veces la debilidad se refleja en la estructura de la puerta y no la cerrajería, por lo que poseer una cerradura de calidad sería un esfuerzo inútil.

¿Que afecta las puertas de madera?

La luz solar

La exposición a la luz solar estropea la madera, más que otros materiales como el plástico y los metales. En el caso de la luz ultravioleta, que afecta directamente la celulosa de la madera causándole la pérdida de su color original.

Si la madera ha sido escogida para una puerta en el exterior debe poseer un trabajo de mantenimiento periódico. Los primeros años que la madera se ha expuesto a la luz solar es mucho más evidente, aproximadamente después de los 6 años, el cambio en su apariencia ya casi no es apreciable.

Una puerta de madera es un elemento que marca los límites de privacidad una propiedad mas no ofrece un alto nivel de seguridad física. La cerrajería para este tipo de puertas, suele ser muy sencilla de instalar, mas no significa que no pueda gozar de dispositivos innovadores que aporten una forma de hacerla robusta.

Cualquier profesional de la cerrajería, sabe que además de sus buenos servicios las puertas fabricadas con madera deben contar con servicio de carpintería constante. Los cerrajeros por si solos no pueden brindar la fortaleza que necesita un el establecimiento para ser seguro.

La humedad en el ambiente

Las grietas son el principal signo de debilidad de una pieza de madera, no sólo generan un daño estructuralmente, sino que también permiten que entre la humedad. Esto puede llevar a que aparezcan hongos que terminan de descomponer la madera.

Según el lugar donde estará instalada puerta, de la cantidad de sol, aire y agua que reciba, dependerá de que tan fuerte se mantenga en el tiempo. En lugares húmedos y lluviosos, la madera tiende a dilatarse, por lo que con el tiempo llegue a dar problemas con la cerrajería o con las bisagras porque llegan a desencajarse.

Pero también ocurre todo lo contrario en lugares muy secos, es decir que la madera se contrae y produce agrietamiento. Así que la madera es un material inestable según las condiciones climáticas que deben tenerse en cuanto al momento de establecerlo como elemento de seguridad.

El fuego

Al pensar en fuego cerca de una puerta obviamente sabemos que causa un daño que la destruye en poco tiempo, sin embargo un tipo de madera resiste más que las otras dependiendo de tres factores fundamentales que son el espesor de la pieza, contenido de agua y densidad. La escogencia del material de fabricación es determinante.